miércoles, abril 19, 2006

Requiem por Hans Pozo V.



Por esas extrañas circunstancias de la vida, el caso de Hans Pozo Vergara, a quien se ha dado en llamar como "el descuartizado" (olvidando que dentro de los Derechos de cada persona está el tener un nombre y apellido) me ha tocado particularmente, debido a que mi pareja fue terapeuta de él cuando era más joven, lo que me permitió conocer su entorno y momentos importantes de su vida, Por lo de su alevoso asesinato es que estos días no han sido fáciles para nosotros...

Producto de lo anterior nació el trabajo que entrego a continuación...


desperdigado en la ciudad,
trozo a trozo,
entre el caminar de los transeúntes,
clamando desde el silencio,
nos reuniste a los viajeros de la vida
y a los que ya estaban en la tuya,
hiciste renacer nuestros abrazos,
nuestros ires y venires
y aclaraste las encontradas ideas
respecto a la vida y la muerte

qué importan ahora los titulares mañaneros
y el invierno que se avecina
y el atardecer tornasolado de algunos días
y la mano pidiendo limosnas
y el éxito macroeconómico
y las fogatas nocturnas
y las relaciones internacionales,
si nada te volverá a reunir
con los tuyos
ni contigo mismo

qué importan hoy los ayeres
ni las figuras que se recortan sobre el asfalto,
si ya no estarás ni estaremos;
es verdad entonces que la vida nos cercena
día a día, pero esta vez fue demasiado,
de verdad que esta vez al destino
se le pasó la mano,
de verdad que la realidad es cruda
y contigo comprobamos que el resultado
de la miseria humana tiene nombre y rostro

hoy ya sólo importan (para los menos)
los vía crucis engendrados
a partir de tu infinita ausencia,
hoy ya sólo importan
(para los que te conocieron)
las extendidas manos solidarias
que te dieron socorro y abrigo
cuando el mundo te los negaba,
hoy la única esperanza
es que algún día sepamos la verdad

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

ecoestadistica.com